“Me siento más libre que nunca”

JAVIER GALLEGO

0

[quote_box_center]Periodista y músico, el 15M y sus expresiones “desde la calle” le quitaron el micrófono en RNE y, más tarde, en la SER. Internet ha devuelto al “Jiménez Losantos de la izquierda” al puesto más alto de la radio. Director de Carne Cruda y premio Ondas 2012, produce dos programas de radio semanales gracias a las donaciones de sus oyentes que hacen posible que su espacio sea “La república independiente de la radio”.[/quote_box_center]

 

Más de diez años produciendo Carne Cruda en la radio y ahora, en plena crisis, dentro del gremio han decidido calificarlo de emprendedor. ¿Lo ve así?

Es una coletilla que me hace bastante gracia porque en verdad soy emprendedor forzoso. Jamás ha surgido de mi la necesidad vital de emprender nada. Yo siempre he tenido mi programa, ya fuera en una emisora privada o en una pública, y he trabajado tranquilo hasta que me hicieron emprender. La linea editorial del programa no encajaba de ninguna de las formas en una emisora comercial y así me lo hicieron saber. En la calle solo tenía dos opciones: o dejaba de hacer radio o seguia haciéndola. Al final no había duda. Tenía que seguir.

Y ha pasado de emisoras importantes como RNE o SER donde producía un programa diario a emitir por Internet y solo cuando se puede. ¿Cómo ha gestionado el cambio?

Me siento más libre que nunca. Siempre he trabajado acorde a mis principios periodísticos pero ahora tengo la sensación de respirar mejor y que el espacio es amplio; tengo aire a mi alrededor y una comunidad de oyentes. Han hecho un círculo en torno a nosotros para protegernos que es maravilloso.

Un círculo de oyentes que le han permitido producir dos programas semanales gracias a sus aportaciones económicas. En este mundo en el que aún no está arraigada la idea de pagar por un producto web, ¿cómo ha conseguido este fenómeno?

La verdad es que fueron los propios oyentes los que, cuando nos echaron a la calle, lanzaron la idea de que abriéramos una cuenta de crownfounding y aquí estamos. Lo increible es que le pides dinero a la gente y te lo da. Este año no creo que lleguemos a contar con dinero suficiente para producir un tercer programa a la semana pero nos estamos acercando a esa cifra.

Por lo menos, sirve para pagar mejor al equipo, mejorar técnicamente y contratar a alguien que lleve las redes porque unas radio online depende del boca a boca.

Para mi el gran descubrimiento es que los oyentes son casi nuestra emisora, nuestra antenas.

¿Aceptaría publicidad de una entidad bancaria que esté inmersa en desahucios o casos de abusos como los que tanto ha denunciado?

Tajantemente no. Nuestros inversores fundamentales son nuestros productores, los oyentes que han contribuido para que tengamos este programa. Tenemos una linea más militante que debemos respetar. Ellos nos marcan una linea roja que no podemos traspasar y eso pasa por una responsabilidad social clara. Además, yo soy periodista pero también soy ciudadano. No puedo contribuir a aumentar la injusticia social.

En los últimos años, se ha criticado la dependencia de la labor periodística de la publicidad de las grandes empresas. ¿Cómo ve la situación de la profesión?

Nunca se puede generalizar pero creo que la crisis económica ha afectado y mucho al periodismo. Siempre hay casos y casos pero está claro que es necesario un modelo que permita comer al periodista sin que de ello dependa su integridad. En ese sentido, la crisis ha tenido como punto positivio la necesidad de reinventarse. Los nuevos medios digitales han recogido el periodismo ciudadanos y además están poniendo en solfa el periodismo tradicional, pagado por los grandes poderes fácticos que habían hecho que éste perfiera su función social. Con diferente éxito y acierto y se está haciendo un periodismo más veraz, que escucha más a la gente. Es un momento dificil para el profesional pero es esperanzador porque nos estan dejando recuperar nuestra profesión, aunque sea a base de sudor y lágrimas.

Dejar respuesta