Solo el árbitro evitó la victoria

0

(1-1) Con un gol fantasma y un fuera de juego un tanto dudoso, los del regional han visto escapar un partido ante San Andrés que debía ser sencillo. El portero, Sergio Cristobal, salvó más de una papeleta.

El árbitro. Ese actor que aspira a convertirse en protagonista y que, en esta ocasión, lo ha conseguido. La actuación del juez ha sido la que ha marcado el final del Utebo ante San Andrés Asociación Familiar. El regional, que luchó durante todo el encuentro en el campo de la Federación del Actur, no ha podido vencer a pesar de haber encajado tres goles.

Un gol fantasma (si entró tras tocar palo o no es un misterio) y un fuera de juego que acabó en gol fueron la clave para que los azules vieran como se les escapaba el encuentro que tenían dominado desde el minuto 28 cuando Piedrafita marcó el primer tanto del partido. Y todo en un encuentro que empezó caldeado desde el minuto uno y en el que las patadas no se hicieron esperar. Así, en el minuto 3 los locales ya recibieron su primera amarilla, que no tardó en ser acompañada por una segunda.

Mientras, los azules mantenían la calma, moviendo mucho el balón y mirando a portería en busca del tanto que les asegurase un poco de tranquilidad. Y llego, aunque con él más tensión en el campo. Con amarilla  para Fuertes y Ascaso, el juego tuvo que determinarse en los ataques. Piedrafita la vio venir en el minuto 80.

Pero también en la defensa, con la formidable actuación de Sergio Cristobal bajo los palos. El juvenil, que subió a echar una mano a los regionales, demostró que existe buena cantera en el club y que con él  podrán ganar el próximo encuentro. Eso si el árbitro lo permite…

Dejar respuesta